Cortesía: El colombiano

Periodista: Dana Lorena Rojas Paredes

 

 

 

 

Con una inversión cercana a los 190 mil millones de pesos, se dió inicio a la construcción del interceptor sur, la infraestructura subterránea de gran capacidad que transportará las aguas residuales o usadas en hogares e industrias hasta la planta San Fernando, donde serán tratadas y devueltas al río Aburrá-Medellín en condiciones óptimas de saneamiento. Ésta obra beneficiará a 110 mil habitantes del sur del Valle de Aburrá.